El secreto olvidado a causa de prejuicios

El secreto de un matrimonio feliz pero no perfecto

Todos en algún momento hemos asumido habernos enamorado de alguien tan profundamente, tanto que creemos que no podemos vivir sin esa persona, y asumimos que lo más hermoso de todo, es que esa persona nos corresponda, hasta podría llegar el hermoso momento e inolvidable en que ambos planifiquen casarse porque asumen que su amor los mantendrá juntos para siempre.


Sin embargo llega el momento en que la relación empieza a madurar y aunque algunos huyan de lo inevitable que es la monotonía que suele confundirse con aburrimiento, amenazando con distanciar la relación, en ese proceso de distanciamiento nos damos cuenta de que no podemos saber lo que piensa esa persona, y comenzamos a preguntarnos ¿me seguirá amando? ¿se habrá aburrido de mi? ¿estará pensando en dejarme porque no se siente igual?


No es un secreto para nadie que la mayoría de las preguntas anteriores son tildadas de “actitud tóxica” e incluso de inseguridad y lo que sí es cierto, es que nos damos cuenta de que nunca podremos saber si la otra persona se siente igual que nosotros. Porque no tenemos ninguna habilidad especial que nos permita saberlo.


Actualmente las personas viven llenas de prejuicios, y estos prejuicios los han alejado de algo que tiene el remedio adecuado para esta situación, y es que tener una amistad con Dios o como se llama realmente Jehová es la solución a esto, ¿por que? resulta que todos sabemos muy bien que Dios es el todopoderoso y el único capaz de leer los corazones y la mente, si lo dice su palabra es porque es verdad, porque Dios no miente, y odia la mentira, por lo tanto no le agradan los mentirosos.


Es posible enamorarnos de una persona que lleva una bonita y estrecha relación con Dios, en el sentido de que se esfuerce por imitar las cualidades de Dios. Imagínese a una persona incapaz de mentir por el hecho de que sabe que Dios puede saberlo y que Dios puede entristecerse porque alguien a quien considera amigo le miente a otra persona que ademas le duele como padre celestial que es de todos. Teniendo esto en cuenta al momento de escoger un compañero de vida, lo más probable es que se convierta en un matrimonio lleno de amor y paz mental. Sin embargo no quiere decir que se convierta en un matrimonio perfecto.

Escribir comentario
/ 400